30 de abril de 2015

El lujo de poder estar en casa

Buenos días!

Puffff, aviso de que hoy os voy a meter un rollo tremendo y el que avisa no es traidor.

Leí un post el otro día de EL Club de las malas madres que no me gustó mucho... Creo que la idea principal estaba clara, pero la manera de argumentarla.... Puffff a las que trabajamos fuera de casa nos hizo sentir un poco mal, por lo menos a mi.


Pufff... Creo que no se puede generalizar... Para ir por orden iré párrafo a párrafo... Lo del médico me parece que no tiene ni pies de cabeza. En serio alguien piensa que a algún médico le importa menos la salud de una persona por que sea ama de casa o por que sea una mujer que trabaje fuera??? Más bien creo que es porque una persona que está enferma y trabaja, hay que darle la baja laboral... Sin más vueltas!!!! 

Lo de que el trabajo en casa es más pesado a veces que el de fuera... Hombre habrá de todo, digo yo... Hay muchos tipos de trabajos y muchos tipos de casas...

Lo de que hay un antes y un después de toda mujer trabajadora una vez que es madre, sin duda es así... Llega el momento de elegir. Unas abandonan el mundo laboral por mil motivos y otras siguen en su trabajo. Las que siguen trabajando pueden seguir al 100% o aún trabajando, tienen que renunciar muchas cosas para compaginar su vida familiar y laboral. Muchas veces no existe la posibilidad de elección: o te echan del trabajo aún queriendo trabajar y no encuentras otro o sigues trabajando por el bien de la economía familiar queriendo quedarte en casa... Eso es lo peor de todo... No poder elegir

Lo último me parece que es muuucho generalizar: las madres que no trabajan fuera de casa no descansan y les es muchas veces más difícil conciliar con su vida personal, que las que trabajan fuera de casa... A ver... 2 mujeres sin ayuda en casa, una trabaja 8 horas al día fuera y la otra no, pues oye, matemática pura! Tiene más opciones de sacar un tiempo para sí misma la que sólo trabaja en casa que la que trabaja fuera y además después tiene que hacer todo lo de casa, no??? Otra cosa es comparar a una mujer que se queda en casa, con otra que trabaja 4 horas fuera de casa y encima tiene a alguien en casa que está 8 horas y le hace todo, todo y todo!! Pues evidentemente tendrá más tiempo la que trabaja... No se puede generalizar... Cada caso es diferente... 

Leí muchos comentarios en Facebook de mujeres que trabajan en casa y están hartas y les sienta mal que se diga que es un lujo. Yo os voy a explicar por qué creo que sí lo es

- La suerte de poder compartir con mis hijos sus primeros años de vida de cerca. La sensación de pena que te entra cuando tienes que dejar a tu bebé de 16 semanas en una guarde, en casa con una conocida o desconocida o con los abuelos es.... Puffff... estará bien, pero no estará con su madre. Para mí sólo eso es un lujazo. 
- Que mis hijos estén malos y poder cuidarles yo es otro lujo. 
- Tener que llevarles al médico y poder hacerlo cualquier día a cualquier hora  también es un lujo. 
- Poder estar con ellos en sus vacaciones, días libres y no tener que buscar dónde "colocarlos" durante esos largos períodos...

Para mí eso compensa todo, pero claro nada es perfecto y también tiene muchas cosas malas.
Lo malo de estar en casa es, desde luego estar todo el día limpiando la casa, recogiendo, lavando y pendiente de toda la familia... es un rollo y encima muy mal valorado, la frase "no haces nada" es muy injusta... Pero vamos es un rollo para las que trabajamos fuera y para las que no... pero la recompensa de estar en casa es taaaan grande (por lo que he comentado antes) que creo que quién pueda hacerlo tiene que saber apreciarlo, aunque también haya un lado muy malo... A mi me da auténtica envidia... Sobre todo ahora que me he quedado colgada con mis niños y tengo que hacer apaños de última hora que me dan una pena enooooorme... Prefiero no entrar... Si estuviese en casa no tendría ni que preocuparme de estas cosas... 
Lo de no desconectar también agota mentalmente, es verdad, en el trabajo desconectas y hablas con gente diferente y de otras cosas, pero como todo... Hay trabajos y trabajos...

Puffff en serio... Leí unos comentarios en Facebook que vamos, parece que ir a trabajar es ir de cena con las amigas!!! Es verdad que desconectas mentalmente de la casa, pero a veces te traes más problemas aún a casa, estrés, sensación de no atender a tus hijos como debieran... 

En fin, tema polémico lo sé, pero lo que daría yo por poder estar con mis hijos hasta que empezasen el cole... Menudo lujo!!!! 

Lo que está claro es que las madres lo tenemos aún muy difícil en el tema de conciliar... Mucho tienen que cambiar las cosas y al final nos vemos en la mayoría de las ocasiones en la obligación de renunciar a algo... 

Y como el domingo es el día de toooodas nosotras:

 FELIZ DÍA DE LA MADRE 
por adelantado!!




7 comentarios:

  1. Este tema me recuerda a lo de "la suerte de la fea la guapa lo desea",en mi caso,no trabajo fuera de casa,y a veces te sientes menospreciada,vacía,la gente te mira con lástima,o te dice que eres una mantenida directamente....pero todo eso me compensa cuando voy a buscar a mi hija a la parada de bus y me dice:"mamá me encanta que me vengas a buscar a la parada",para mi ya sobra todo lo demás

    ResponderEliminar
  2. Buenos dìas! Ya no suelo comentar porque no tengo ni tiempo, pero este tema lo merece. Yo soy ama de casa, trabajo y estudio, peeeero todo lo hago en casa. Sinceramente me siento muy afortunada de poder hacerlo en mi casa! Porque siempre estoy cuando mi niño de 4 años me necesita, si esta malo, si esta penoso, y puedo disfrutar mucho mas de el. Eso si, me las veo y me las deseo para poder hacerlo todo, imaginaros la falta de concentraciòn!!! No es fàcil estudiar y trabajar con un niño pequeño al lado, pero aunque no pueda estar todo el rato jugando con el, sabe que estoy ahi siempre, emocionalmente es mas facil porque no hay separaciòn, mentalmente es lo mas agotador, y fìsicamente ya ni hablamos pero bueno eso tambièn es asì para las que trabajan fuera.
    Cada cual tendrà su propia experiencia y opiniòn, pero yo me siento con suerte de poder estar en casa aunque este volvièndome medio loca jajajja ;)

    ResponderEliminar
  3. Hola Gabi!
    Yo estoy contigo pq las mamas trabajadoras tenemos que sacrificarnos pq nos perdemos momentos con nuestros hijos y lo del medico, que este malos, a mi me hizo relfexionar, especialmente cuando una de las veces que mi suegra llevo a la niña a vacunar y por un error, por un lado la vez anterior olvidaron la tarjeta de vacunas y el dia que la llevaron no funcionaban los ordenadores, la pusieron la vacuna que le habia puesto un mes antes.
    Y eso fue la gota que colmo el vaso, y dije hasta aqui hemos llegado, aparte de la angustia que pase durante mañanas dejando a mi hija 10 horas (8 horas trabajo + 2 de viaje), en buenas manos, pero ella necesita a su madre, y le he tenido para disfrutarla yo no otros.
    Asi que con una lucha con mi empresa y ajustandose un poquito economicamente. Desde el 1 de abril consegui la media jornada.
    Sinceramente aparte de economicamente, psicologicamente necesito trabajar, ni mucho menos vengo aqui a divertirme, que me despierto a las 5.55 y tengo una niña poco dormilona, y hay noches que es muy duro. Y bueno cuando he cobrado el primer mes reducion pues tb lo ha sido jejeje, pero oye ver a mi hija esas horitas extra me compensa y mucho.
    Yo entiendo que estar en casa es duro, pq claro ninguna esta sentada sin hacer nada, pero si yo estuviera en mi casa no tendria que levantarme tan temprano.
    Vamos que sinceramente me parece muy mal que todas somos mujeres y nos tiremos tierra las unas a las otras. Al contrario deberiamos apoyarnos las unas a las otras.
    Me ha gustado mucho el post de hoy.


    ResponderEliminar
  4. Soy madre y ama de casa, la verdad es un lujo no, un lujazo poder vivir cada momento y cada detalle cn mi niña.
    Es agotador, el trabjajar fuera ayuda a desconectar y relacionarte fuera del ámbito familiar.
    Para mi estar 24h y otras 24 en casa ocupándome siempre de todo, muchas veces se hace cuesta arriba. Pero xq mi marido sólo está de fin de semana y no tengo aquí familia ni amigos.
    Si mi marido llegase todos los días a casa y tuviese a los míos cerca, entonces si que sería un veedadero LUJO.
    Respecto a q la gente no valore a las amas de cass, a mi personalmente, me es indiferente, yo sé de sobra lo q hago y cómo lo hago, y los q me conocen tb, lo q opine el resto cosa suya.
    Es tema delicado, pero como siempre hay de todo en ls dos posturas.

    ResponderEliminar
  5. Yo ( Cris) trabajo fuera de casa y mucho porque lo necesito me encantaría estar en casa ( haciendo cosas o simplemente descansada) ya me buscaría yo que hacer y como realizarme ( me sobran actividades) pero no me queda otra que trabajar...si mi marido trabajase y me trajese a casa un buen sueldito yo disfrutaría de mis hijos y no hará nadaaaaaaaaaaaaaaaa. Sólo dedicarme a ellos ( que ya es bastante) no necesito trabajar para realizarme ( Dios que vaga soy) jajajajajaj

    ResponderEliminar
  6. Yo no soy madre pero pienso que el lujo está en el mero hecho de "poder escoger". Que es lo que quieres para ti, para tus hijos, para tu pareja, para tu vida en general. Hay mujeres a las que les gustaría trabajar y sus parejas no se lo permiten una vez que tienen familia (pensemos en diferentes culturas). Hay otras muchas a las que les gustaría cogerse un break para dedicarse en cuerpo y alma a la crianza de sus hijos pero no pueden permitirse el lujo de prescindir del sueldo. Ambos casos son igualmente frustrantes pero a la par diferentes. Como he dicho, la clave es ser LIBRE para escoger, ese es el verdadero lujazo.

    ResponderEliminar
  7. Reconozco q soy de las afortunadas q puedo elegir porque mi sueldo es prescindible, después de dar a luz estoy siempre 8 meses sin trabajar y tengo dos bebes que se llevan sólo 20 meses, tengo ayuda de dos horas de una señora que me hace la casa (trabaje o no) pero mi trabajo es muy interesante, mi entorno laboral me aporta muchas cosas positivas y la verdad que para mí es un lujo trabajar media jornada, si bien no deja de ser un sacrifico porque hay cosas que tienes que dejar (gimnasio, etc) pero cada caso es un mundo: mis niñas nunca están enfermas y les dedico las tardes enteras a ellas.

    ResponderEliminar